Familiares de joven fallecido desde hace 10 días sostenían que dormía y por eso no lo sepultaban

YOSPER, BOCA CHICA.- En la mañana de hoy, las autoridades de Salud Pública llevaron a cabo la retirada del cuerpo de Joneivis García, de 31 años, en una residencia del sector El Valiente, La Caleta, Boca Chica. La familia mantenía el cadáver en una habitación, alegando que García no había fallecido, sino que estaba dormido.

García, según informes oficiales, murió el 11 de este mes en el hospital de la Ciudad Juan Bosch debido a insuficiencias cardiacas. Sin embargo, sus parientes se negaban a brindarle un entierro apropiado, insistiendo en la idea de que "él no está muerto, está dormido y despertará en cualquier momento".

La intervención de las autoridades de Salud Pública fue una respuesta a las quejas de los vecinos, quienes alertaron sobre el fuerte olor que emanaba de la vivienda donde yacía el cuerpo de García. Este fue retirado por sus familiares del Instituto de Ciencias Forenses el pasado domingo 11, día de su fallecimiento.

Según los informes, el médico legista que participó en el caso determinó que el cuerpo de García debía ser sepultado de inmediato debido a su avanzado estado de descomposición.

En la intervención, además de las autoridades de Salud Pública, participaron la Procuraduría Especializada en Crímenes y Delitos Contra la Salud, así como miembros del Departamento de Investigaciones de Homicidios de la Policía Nacional.

Subir